Black Sabbath

Black Sabbath: 47 años de excelente música

Por: El hombre de negro

¡Ah, Black Sabbath! Legendaria, mítica, épica banda con un merecido lugar privilegiado entre los Dioses del Rock y del Metal… El Infierno de Dante en Soy Jukebox le rendirá un homenaje póstumo, de 10 a 12 de la noche, mañana 01 de febrero de 2019. Sugiero, estimado lector, que te prepares escuchando hoy por la noche algunos temas, por ejemplo Embryo / Children of the Grave, Symptom of the Universe, Falling Off the Edge of the World, Hot Line y The Sabbath Stones… ¡Hay tanto de dónde escoger en sus 19 álbumes de estudio! Es de las bandas de las que puedo decir que no tiene un solo disco malo o decepcionante.

Para entenderlos, como a cualquier banda, hay que escuchar su música, leer y tratar de captar sus letras, e ir, si las condiciones lo permiten, a sus conciertos. En resumen, conocer lo que hicieron. Y para escuchar buena música, al igual que para ver una buena película o leer un buen libro, aplica el mismo principio esencial: hay que hacerlo tranquilamente, a solas (acaso, con una agradable compañía ;-)). En este caso, por supuesto, es indispensable además subir el volumen… dejarse llevar… que los contenidos fluyan, trabajen, reposen y profundicen. Antes había que esperar uno, dos, tres años para escuchar el siguiente disco; ahora es posible hacerlo todo inmediato y continuo, pero no es recomendable porque no permitiría apreciar cada obra. A los nuevos les recomiendo enfáticamente esperar al menos unos días entre cada disco.

La banda original fue creada en Birmingham, Inglaterra y estaba compuesta por: Anthony Frank Iommi (guitarra), Terence Michael Joseph Geezer Butler (bajo), William Thomas Ward (batería) y John Michael Ozzy Osbourne (voz). Haremos un viaje por toda la discografía oficial en estudio de Black Sabbath, dando espacio también para algunas presentaciones y registros en vivo de cada disco, sin detenernos en detalles acerca de los conflictos internos y los numerosos cambios de alineación, porque el objetivo principal de esta entrega es la música. Sólo hay unos cuantos apuntes al respecto por aquí y por allá. Todos (o cuando menos la mayoría de) los músicos que tuvieron un lugar fueron magníficos en sus respectivos puestos, tanto en lo que quedó grabado en los discos como en lo concerniente a su desempeño en las giras, fueran los mismos u otros. El único miembro original y permanente fue Tony Iommi. Siempre fue el principal compositor, mientras que, dado el caso, Geezer Butler fue el principal letrista.

La alineación original grabó ocho discos, fundamentales en varios sentidos al margen de la evolución y los giros musicales: Black Sabbath (1970), Paranoid (1970), Master of Reality (1971), Vol. 4 (1972), Sabbath Bloody Sabbath (1973), Sabotage Lado A y Lado B (1975) -de la gira de este gran disco debes escuchar también, estimado lector, el concierto realizado en el Asbury Park, New Jersey-; Technical Ecstasy (1976). Osbourne se fue repentinamente a finales de 1977. Entonces Iommi invitó a David Walker (amigo de la banda, ex Savoy Brown y Fleetwood Mac, entre otras), quien estuvo muy poco tiempo y no alcanzó a grabar el siguiente disco, pero participó con ellos en un programa de TV interpretando una versión previa de Junior Eyes. Osbourne regresó, grabaron con muchas dificultades Never Say Die! (1978 – son nueve temas; para escucharlo completo, sólo es necesario localizar los subidos por el mismo amable responsable, todos están cerca), participó en la gira y luego de largos y vanos intentos para grabar nuevo material fue despedido.

Con Ronnie James Dio dieron vida a tres obras: Heaven and Hell (1980), Mob Rules (1981) y el doble Live Evil (1982) [hay tres joyas que formaron parte del repertorio en la gira de Mob Rules y debieron estar en ese álbum: disfrútalas aquí, aquí y aquí]. Durante el proceso de mezcla y otros aspectos del doble en vivo las cosas se enrarecieron gradualmente y terminaron muy mal. Dio se marchó, llevándose a Vinnie Appice, con quien formaría la grandiosa banda Dio.

En el turno de Ian Gillan, literalmente renacieron otra vez con el disco Born Again (1983). Realizaron la gira (ejemplos en audio y video) y después Gillan se marchó debido a la reunión de Deep Purple en 1984. Fue una locura escuchar Smoke on the Water y Paranoid con esta formación, llamada “Black Purple” y “Deep Sabbath”.

Los años siguientes fueron complicados para Iommi. Un periodo de gran inestabilidad que generó mucha información difícil de verificar. Varios cantantes fueron considerados y llegaron a grabar demos e incluso hubo fotos que se pretendían oficiales: David Donato, Jeff Fenholt (cuya voz se encuentra en el bootleg Star of India). Finalmente, Glenn Hughes (segundo ex Deep Purple) fue contratado y grabaron Seventh Star (1986). Sin embargo, este disco no es propiamente de Black Sabbath y no debería considerarse como parte de la discografía oficial. Se trató de una obra solista de Iommi, pero los intereses de la compañía obligaron a poner el título “Black Sabbath featuring Toni Iommi” [Black Sabbath presenta a Tony Iommi] a pesar de que las composiciones eran claramente distintas. Muy poco después de iniciar la gira, Hughes fue sustituido por Ray Gillen, cuya también magnífica voz pudo apreciarse tanto en el resto de la gira (dos excelentes ejemplos, en video y audio) como en las demostraciones (demos) del que sería el próximo disco oficial de Sabbath: The Eternal Idol (Demos). Sin embargo, las complicaciones continuaron, Gillen tuvo diferencias y se marchó.

Toni Martin regrabó todas las voces para la versión oficial de The Eternal Idol (1987), salvo la risa en un tema. No sólo aportó su excelente voz, también las letras y participó en la gira (como muestra, dos presentaciones distintas: en audio y video). Le siguieron Headless Cross (1988) y TYR (1990). Black Sabbath vino por primera vez a México en 1989 como parte de la gira de Headless Cross, pero nunca tocó – por cuestión de espacio dejo la historia para otro momento, pero comparto este resumen. He aquí un ejemplo de lo que nos esperaba… Y ya entrados en gastos, así sonaban en la gira de TYR.

En 1992 ocurrió otro giro: volvieron al estudio con Dio y publicaron Dehumanizer. La gira los trajo a México y por fin, por primera vez, fueron escuchados por un público hambriento -entre esas diez mil personas, un servidor, por supuesto- el 8 de noviembre en el Palacio de los Deportes (no encontré un solo video o audio en línea, habrá que conseguirlo en el Tianguis del Chopo, por ejemplo… Para no quedarnos con las manos vacías, vale mucho la pena esta remembranza del Diablo Despierto). La gira continuó. Hubo nuevos problemas y Ronnie regresó a su banda Dio. Rob Halford (Judas Priest) apoyó para cumplir algunas fechas (ejemplo aquí).

Tony Martin fue reclutado otra vez y surgió Cross Purposes (1994). Se trataba originalmente de un proyecto de Iommi y Butler, pero de manera similar a lo ocurrido con Seventh Star, la compañía presionó para presentarlo como material de BS. Sin embargo, en esta ocasión las composiciones tenían en esencia el sonido característico. Al parecer, las restricciones de la compañía impidieron darle crédito a Edward Van Halen por su contribución en un tema. Escucha el primer concierto de la gira. El último disco con Martin se tituló Forbidden (1995). Es considerado por muchos -con justa razón, me parece- el disco más flojo de Sabbath, lo cual no equivale a decir que es malo. A la primera escucha es evidente que la diferencia principal consiste en que en general carece de la energía de entregas previas. En la gira, no obstante, sonaban bastante bien (he aquí un buen ejemplo).

Los miembros originales fueron y vinieron a lo largo de los siguientes años. En 1998 se publicó el álbum doble en vivo Reunion, que incluyó dos temas nuevos: Psycho Man y Selling My Soul.

Con motivo del lanzamiento del álbum compilatorio Black Sabbath: The Dio Years (2007), la alineación de Mob Rules y Dehumanizer se reunió una vez más, escribieron y grabaron tres temas nuevos (The Devil Cried, Shadow in the Wind y Ear in the Wall) para el álbum y luego se lanzaron a una gira mundial con el nombre Heaven & Hell, en la cual interpretaron únicamente temas grabados con Dio. El mismo año se publicaron el álbum doble en vivo Live from Radio City Music Hall y el respectivo DVD. La gira incluyó una fecha en México y tuvimos la fortuna de verlos y escucharlos el 30 de agosto de 2007 en el Auditorio Nacional. En 2009, Heaven & Hell publicó un disco de estudio, titulado The Devil You Know. La presentación de la banda en el Wacken Open Air Festival en julio de ese año se grabó y fue publicada como CD y DVD póstumos bajo el título Neon Nights: 30 Years of Heaven & Hell en noviembre de 2010 (desafortunadamente, Dio murió de cáncer de estómago el 16 de mayo de 2010 – descansen en paz él y los demás ex miembros que se han adelantado).

Se habló nuevamente de una posible reunión de la banda original. En febrero de 2012 Bill Ward se deslindó por desacuerdos contractuales y fue sustituido por Tommy Clufetos (entonces músico de sesión). Sin embargo, fue el baterista Brad Wilk (Rage Against the Machine, Audioslave) quien grabó con Tony, Geezer y Ozzy el que sería el último disco de larga duración, titulado 13 (2013), en el que regresaron a sus raíces ¡y de qué manera! Aquí, tres de los cuatro bonus, y aquí el cuarto: Naïveté in Black. La gira -con Clufetos- trajo a la banda el 26 de octubre de 2013 (tocaron majestuosamente en el Foro Sol, he aquí una prueba indiscutible: Under the Sun); también dio como resultado el álbum en vivo Live… Gathered In Their Masses (presentación en Australia) en noviembre del mismo año.

En 2016 iniciaron su gira de despedida, titulada simplemente The End. Bill Ward quedó descartado y nuevamente se encargó Clufetos. Se publicó un EP: The End, que incluye cuatro temas inéditos de las sesiones de 13 [sumemos… ¡son 16 temas en total!] y cuatro temas en vivo de la gira correspondiente. Tocaron en México por última vez el 16 de noviembre de 2016, de nueva cuenta en el Foro Sol. ¡Qué concierto! Excelente, como siempre. El último concierto de la gira se llevó a cabo en la Genting Arena, en su ciudad natal, el 4 de febrero de 2017; en noviembre del mismo año fue publicado en CD y DVD con el título: Black Sabbath ‎- The End (4 February 2017 – Birmingham).

Hemos terminado el recorrido. Tienes para rato, estimado lector. El video inicial de la última gira me recordó algo. Es una desgracia que parte de la cultura se pierda por prejuicios, por ignorancia, por falta de criterio, por adoctrinamiento, por necedad, por falta de honestidad y humildad, por tantas razones similares más. En los ya lejanos años de la prepa, un compañero nos contó que tiró o quemó toca su colección de rock porque lo convencieron de que era algo satánico. Hay quienes a estas alturas siguen pensando que escuchar a Black Sabbath -y heavy metal en general, así como sus subgéneros- equivale a relacionarse con el diablo. Las lecciones de la historia no terminan de ser aprendidas, pero todavía podemos corregir el rumbo. Conozcamos primero antes de hablar y, más aún, de actuar.

La tecnología llega cada vez más lejos. Las visiones de los escritores, de los científicos, de los vanguardistas de la tecnología en diversas áreas, en fin, de los imaginantes, se plasman paulatinamente en nuestro presente, en nuestra realidad. Primero fueron los discos de vinilo, luego los casetes; luego las cintas Beta y VHS; siguieron los discos láser, los CD y los DVD. Ahora, por un lado la Internet y recursos como YouTube; por otro, la capacidad de almacenamiento (en terabytes y mayores) en memorias USB, laptops y PC’s, por mencionar algunos de los dispositivos más comunes. Ya es posible, además, iniciar el camino para convertirse en una suerte de cyborg. Hace poco vi un programa acerca de la Internet a 50 años de distancia y de las tecnologías de punta, entre ellas una que lleva años en desarrollo, la nanotecnología. Bueno, al grano: si la vida me alcanza para atestiguar la posibilidad de integrar un dispositivo con una capacidad inmensa de almacenamiento de información -que no afecte y no atente contra nuestra humanidad-, y decidiera usarlo, entre muchas otras cosas ahí estaría toda la discografía de Black Sabbath

Para conocer más:

Dark Lyrics – Black Sabbath (sitio web dedicado a las letras de los grupos de rock – en inglés)

Letras de Metal – Black Sabbath (igual que el anterior, en español)

Historia resumida de Black Sabbath / canal VH1, con subtítulos en español.

Black Sabbath – Historia completa / canal bio, doblada al español

Metal MYTHOS, Episode 16: Black Sabbath / en inglés

Black Sabbath Online (sitio web creado por Joe Siegler, genuino admirador que abarca todo acerca de la banda – en inglés)

Hasta aquí por esta ocasión. ¿Cuál es tu historia con Black Sabbath, estimado lector?, ¿cuándo y cómo los conociste?, ¿cómo te hizo sentir esa poderosa música?, ¿cuáles discos y temas te gustan más?, ¿su música te ha acompañado a lo largo de tu vida?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *